Risoterapia

La Risoterapia es un proceso psicoterapéutico grupal que busca conseguir beneficios físicos y psíquicos por medio de la risa. No es una terapia que cura por sí sola. Debe utilizarse como apoyo a otras terapias frente a la enfermedad.  El hacerla  en grupo, facilita el contagio de la risa. El efecto grupal estimulará a las personas que no se ríen a que lo  hagan.

La Risoterapia intenta que las personas que la practican, aprendan a reírse de ellos mismos. Nunca de los demás, sino con ellos. Intenta desdramatizar de alguna manera situaciones de la vida con las que nos encontramos  habitualmente, fomentando así el desarrollo de un espíritu optimista.

Está comprobado que quién hace risoterapia, tiene una mejor imagen de sí mismo, de su entorno y de sus posibilidades, con lo cual mejorará su calidad de vida.

Nuestro sentido del humor aumentará, con esto tendremos la capacidad de poner un toque divertido a la realidad del día a día, a través de la interpretación que se hace de los hechos.

Es un perfecto aliado frente a la resiliencia  (capacidad que tenemos para sobreponernos al dolor emocional).

Señalar por último que mediante los juegos  propuestos dentro de la risoterapia, conseguimos despertar al niño que llevamos dentro y que nunca nos abandonó,  simplemente está dormido.